Estás leyendo:
Cine y TV El Muñeco Diabólico: lo bueno, lo malo y lo feo
¿Te gustó la nota?
Comparte este contenido
Cerrar
RESTAURANTES
BÚSQUEDA AVANZADA
Nombre
Zona
Tipo de comida
Precio
SUSCRÍBETE
Revista Impresa
Queremos complementar lo que más te gusta de tu revista digital.
SUSCRIBIRME A LA REVISTA No, gracias.
PUBLICIDAD

Cine y TV

El Muñeco Diabólico: lo bueno, lo malo y lo feo

PUBLICIDAD

Llega la nueva versión de El Muñeco Diabólico, Chucky regresa a las pantallas, pero ahora puede controlar la tecnología, ¿vale la pena ver esta película?


Escrito por: Alejandro Alemán
El Muñeco Diabólico: lo bueno, lo malo y lo feo

En este reboot del clásico de 1988, Chucky, el muñeco diabólico, Chucky es ahora un juguete inteligente capaz de conectarse a internet, con GPS y la posibilidad de manipular múltiples dispositivos de la red. Con la voz de Mark Hammil como Chucky y Aubrey Plaza como la mamá de Andy, esta nueva versión promete sangre y temor tecnológico a raudales. ¿Está buena?, ¿vale la pena? Aquí te lo decimos

Las mejores películas de terror disponibles en Netflix

Este video te puede interesar

LO BUENO

PUBLICIDAD

Es una farsa (más que una cinta de terror)

Antes incluso que ser una cinta de terror, lo que le interesa a esta nueva Chucky es burlarse de todos y de todo: las empresas globales de tecnología, el miedo al internet, los bullys, e incluso de Donald Trump (¿o acaso somos los únicos que notamos cierto parecido entre el nuevo Chucky y el presidente norteamericano?).

 

Es un buen slasher

El asunto con este nuevo Chucky no es tanto que nos asuste, más bien se trata de un slasher donde veremos mucha sangre y escenas bastante siniestras que implican sierras y gente perdiendo (literal) la cabeza. Estas escenas super gore harán que cerremos los ojos o queramos voltear a otro lado que no sea la pantalla.

 

Mark Hamill es Chucky

Hasta el creador de la película original, Tom Holland (quien no quiso involucrarse en esta versión) declaró que había sido un movimiento maestro llevar a Hamill para hacer la voz del muñeco asesino. Y sí, la voz chillona de Mark Hamill (muy a lo Joker) funciona perfecto.

Películas y series de brujas disponibles en Netflix

LO MALO

La historia es absurda

¿Y qué película de Chucky no lo es? Al fin y al cabo farsa, la historia y muchas de las escenas que se presentan en pantalla rayan en lo ridículo. Esto para algunos será molesto, y para otros una consecuencia lógica del tipo de cinta que tenemos.

 

Es un Chucky totalmente diferente

Los fans acérrimos del Chucky original probablemente no conecten con esta versión “tecnologizada” del muñeco asesino. No en balde ninguno de los involucrados en las versiones originales participó en esta nueva versión. 

No asusta

Si vas a ver Chucky esperando muchos sustos, te tenemos malas noticias. El tema con este Chucky no es tratar de asustarte (casi no hay jump scares), sino de provocarte: hay al menos dos escenas slasher que salpican sangre a la pantalla y que provocarán en más de uno que volteen la vista de la pantalla. 

 

LO FEO

Don Mancini, el creador del personaje y de la saga de siete (!) secuelas de la cinta original, dijo que no quería saber nada sobre este relanzamiento. Su idea es continuar con la saga de su Chucky, por medios digitales.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?