Estás leyendo:
Cine y TV Misión Imposible: lo bueno, lo malo y lo feo
¿Te gustó la nota?
Comparte este contenido
Cerrar
RESTAURANTES
BÚSQUEDA AVANZADA
Nombre
Zona
Tipo de comida
Precio
SUSCRÍBETE
Revista Impresa
Queremos complementar lo que más te gusta de tu revista digital.
SUSCRIBIRME A LA REVISTA No, gracias.
PUBLICIDAD

Cine y TV

Misión Imposible: lo bueno, lo malo y lo feo

PUBLICIDAD

Tom Cruise está de vuelta en la nueva entrega de Misión Imposible, te contamos todos los detalles del mejor filme del verano 2018


Escrito por: Alejandro Alemán
Misión Imposible: lo bueno, lo malo y lo feo

Tom Cruise está de vuelta en la nueva entrega de Misión Imposible, te contamos todos los detalles del filme

Por primera vez en la historia de la franquicia Misión Imposible, un mismo director repite en el puesto. Christopher McQuarrie regresa con la misión de superar su estupendo trabajo en Nación Secreta (2015), donde vimos a Tom Cruise sujetarse al exterior de un avión en pleno despegue. ¿Logrará hacer una película más emocionante que esa?

Spoiler: sí, y por mucho. Misión Imposible es la mejor cinta del verano y una de las mejores del año. Aquí te decimos por qué.

Este video te puede interesar


Lo bueno, lo malo y lo feo de Misión Imposible ¿es la mejor película del verano?

PUBLICIDAD

LO BUENO

Los Stunts y las escenas de acción

Esta vez lo stunts no son uno, ni dos, ni tres, son seis. Desde colgarse a un helicóptero, correr a toda velocidad en una motocicleta en pleno tráfico de París, correr por las azoteas de la capital londinense saltando entre edificios (es aquí donde se fracturó el tobillo), saltar de un avión y abrir el paracaídas a baja altura (a esto se le conoce como HALO Jump), pilotar un helicóptero en una persecución aérea y, de pilón, una estupenda escena de pelea en un baño, misma que les tomó cuatro meses coreografiar.

McQuarrie de cátedra no sólo de cómo se filma la acción sino cómo incorporarla de manera orgánica en la historia. Nada es forzado, todo es absolutamente espectacular.

La cinta es gloriosamente análoga en un engañoso mundo digital

Tanto Cruise como McGuire están convencidos de que este tipo de películas debe filmarse de una sola forma: recurriendo lo más posible a la situación real, a locaciones y efectos prácticos. ¿Pantallas verdes?, ¿computadoras?, ¿dobles? para nada. La batalla se gana con sudor y sangre y no a punta de bytes. Cruise sigue haciendo todos sus stunts, a pesar de sus 56 años y de los golpes y los huesos rotos. Lo único realmente imposible para Tom es detenerse.

 

Las referencias cinéfilas y la elegancia del montaje

La película está filmada con un ritmo que por momentos emula al cine silente. Es reconocible el cine de Chaplin y Chris Lloyd, de Hitchcock y de Palma, incluso hay muchos ecos a Chris Nolan. En un gesto de elegancia absoluta, hay secuencias de acción que incluso carecen de sonido directo, cual si estuviéramos en una cinta muda. La osadía de Cruise en las escenas de acción lo hace, en los hechos, el heredero de Buster Keaton.

 

El reparto

El humor de Simon Pegg, la sensualidad y personalidad de Rebecca Ferguson, la lealtad de Ving Rhames, todos están de vuelta, pero la mayor sorpresa es Henry Cavill. Es simplemente estupendo en su papel ambivalente como agente de la CIA que es un tanque de músculos. Resulta pues que Cavill si sabe actuar, siempre y cuando tenga un buen director al frente.

LO MALO

La ausencia de Jeremy Renner

Mucho del reparto de las dos últimas cintas está de regreso, la única excepción es Jeremy Renner, y lo cierto es que se extraña su presencia. La razón es que la agenda de filmación se cruzaba con sus compromisos con Marvel, lo cual quiere decir que… ¡Hawkeye sobrevivió al ataque de Thanos!

El final

Y por final nos referimos a, literalmente, la última escena de la película, que ya poniéndonos exquisitos, es muy cursi.

 

LO FEO

¿Se podrá ver en IMAX 2D?

La cinta está filmada en su gran mayoría en cámaras IMAX en formato 2D, sin embargo (al menos al escribir esto) todas las funciones en IMAX en la Ciudad de México dicen estar en 3D. IMAX es el formato donde, casi por obligación, se debe ver esta película pero, ¿en tercera dimensión? No, por favor.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?