¡Acceso denegado! La contraseña o el correo electrónico que has introducido son invalidos. Intenta nuevamente.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR
Dónde ver el eclipse de Sol del 21 de agosto en CDMX Dónde ver el eclipse de sol del 21 de agosto en CDMX
Ciudad Restaurantes
SUSCRÍBETE
Revista Impresa
Queremos complementar lo que más te gusta de tu revista digital.
No, gracias.

Cholula: vívela de 3 formas diferentes

PUBLICIDAD

Cholula es una ciudad como pocas en México; tiene una gran herencia prehispánica, riqueza colonial y una vibrante vida moderna. Estas tres facetas le dan un aire único que basta vivir una vez para quedar fascinado. Te guiamos por los principales sitios de Cholula, para que empieces a planear tu viaje a este increíble Pueblo Mágico.

Cholula Prehispánica

Cholula está considerada como una de las ciudades aún habitadas más antiguas de América. Al llegar los españoles, reportaron que dada la cantidad de monumentos religiosos de la ciudad alcanzaba uno para cada día del año, surgiendo de ahí el mito de que Cholula tiene 365 iglesias.

PUBLICIDAD

El más imponente de todos era el Templo a Quetzalcóatl, conocido ahora como la Gran Pirámide la cual domina las vistas de la ciudad. A pesar de no ser demasiado alta (“solamente” mide 64 metros de altura) sus más de 400 metros de base la convierten en la mayor pirámide del mundo en cuanto a volumen.

Cholula

Se han excavado cerca de 8 km de túneles entre los templos y es posible recorrer algunos de ellos, algo que no te debes perder. Al salir ve al sur de la pirámide para ver otros edificios menores, como el mural de los bebedores y el patio de los altares, donde debes aplaudir para escuchar un impresionante efecto acústico. Además hay un museo de sitio donde aprenderás más sobre la historia de la pirámide y del pueblo cholulteca.

 

Cholula Colonial

Tras la conquista del imperio azteca, los españoles construyeron una iglesia sobre la pirámide, consagrándola a la Virgen de los Remedios. Subir esta iglesia es indispensable para admirar toda Cholula y las vistas hacia la cercana ciudad de Puebla. Si el día está claro, es posible ver cuatro volcanes desde ella: el Popocatépetl, Iztaccíhuatl, la Malinche y a lo lejos el Pico de Orizaba.

Cholula

Algo que no debes perderte es la visita a las iglesias de San Francisco Acatepec y Santa María Tonanzintla. San Francisco llama la atención por su fachada recubierta de talavera local hecha a mano y pintada en forma detallada, dándole una imagen que te encantará. Mientras que en Tonanzintla verás una de las decoraciones más originales de una iglesia en México; el exterior es austero pero el interior está decorado en un estilo barroco con figuras de estuco, pintadas o cubiertas de oro.

 

Cholula
Cholula Contemporánea

Por su cercanía a la ciudad de Puebla y su vibrante vida estudiantil, Cholula también se ha creado una cara moderna, con ofertas de entretenimiento y cultura para todos los estilos. Una muestra clara de esto es Container City un complejo de restaurantes, tiendas y bares creados en base a viejos contenedores, siguiendo tendencias de urbanismo y desarrollo sustentable provenientes de Europa.

Debido a la cantidad de iglesias y capillas, siempre hay una fiesta popular en alguna parte de la ciudad que valen la pena ver. En especial destaca la Feria de la Virgen de los Remedios en septiembre, la principal fiesta de la ciudad con danzas rituales, ofrendas, quema de figuras de cartón y peregrinaciones al Santuario. En noviembre hay un gran concierto de campanas, en el que todas las iglesias se coordinan para tocar sus campanas al mismo tiempo.

bares-Cholula

Aquí encuentra opciones para comer y hospedarte en Cholula Puebla

Cómo llegar: Cholula está a 120 km al este de la Ciudad de México y 8 km al oeste de Puebla. Es fácil llegar en coche por la carretera México-Puebla tomando el Periférico Ecológico. Si vas en autobús, toma uno a la CAPU en la Ciudad de Puebla y desde esa central, hay autobuses que te llevan hasta Cholula. El aeropuerto de Puebla se encuentra a unos 15 minutos del zócalo de San Pedro.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD