¡Acceso denegado! La contraseña o el correo electrónico que has introducido son invalidos. Intenta nuevamente.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR
Dónde ver el eclipse de Sol del 21 de agosto en CDMX Dónde ver el eclipse de sol del 21 de agosto en CDMX
BUSCA UN RESTAURANTE


INICIA SESIÓN

Correo
Contraseña
¿Olvidaste tu contraseña?
O Regístrate con
O con tu correo electrónico
Nombre
Apellidos
Correo Electrónico
Contraseña
Contraseña

¡Oaxaca de mis amores!

¡Oaxaca-de-mis-amores!-01
PUBLICIDAD

Es la tierra que me vio crecer y que siempre me hace volver: Oaxaca, donde sus hermosos pueblos y gentiles artesanos abren los brazos para recibir a quien se aventura.

Esta vez recorrimos la Ruta del Mezcal, nos acercamos a las manos mágicas que elaboran verdaderas artesanías con barro negro, hoja de maíz y telares de cintura. Con su increíble gastronomía reviví los sabores de la comida de mi infancia.

PUBLICIDAD

Hace tan sólo 20 años el mezcal era una bebida corriente y barata, sólo para los más humildes. Hoy, sin embargo, es uno de los destilados top ten de nivel internacional: sofisticado y delicioso. Y vaya que lo es, sobre todo si está hecho con agave silvestre, del que cada especie produce una explosión de sabores: existen 210 variedades de maguey y 120 se encuentran en Oaxaca. Además, la bebida es tan especial que de una tina de fermentación de 1,000 litros se obtienen sólo 40 litros de mezcal, ¡imagínate la exquisitez de su elaboración!

¡Oaxaca-de-mis-amores!-03

Fotografías: Circe González

En Casa Oro de Oaxaca, una de las marcas más visitada del recorrido, la producción con agave espadín es la más común –es el único que se cultiva– y cuenta con mezcal joven con gusano y añejo de 5 años. Tuvimos la fortuna de probar su edición especial, elaborada con agaves silvestres como tobalá, madrecuixe, tepextate y pechuga de pavo. También, los maestros mezcaleros enriquecieron nuestra experiencia en este mágico universo de los Caminos del Mezcal, nos contaron cómo lo hacen, su destilación y envasado; por supuesto, gozamos de una excelente degustación y, entre probadita y probadita, nuestra guía Isabel López compartió: “Con el mezcal no te emborrachas, te pones mágico, es una bebida espirituosa”. Muchos dicen que el mezcal está de moda, pero en este recorrido pudimos constatar que el auge también se debe al deseo de revalorar los sabores y la cultura de las diferentes etnias.

Las Crispinas y sus telares de cintura

Al llegar a Santo Tomás Jalieza, Ocotlán, nos presentaron a Margarita, Crispina e Inés Navarro, tres mujeres encantadoras que aprendieron a tejer a los seis años de edad y hoy, conocidas y reconocidas como las Crispinas, producen increíbles artesanías hechas en telares de cintura. Con el tiempo han perfeccionado su arte y han ganado concursos estatales y nacionales.

“Lo primero, fue perfeccionar las orillas del tejido, y después aprendimos a hacer figuritas, como conejos, danzantes, venados, guajolotes y estrellas”, recordó Crispina. Los hilos que usan estas mujeres de manos mágicas son ciento por ciento de algodón, lo que hace de sus piezas productos muy suaves y resistentes; tejen entre siete y ocho horas diarias y ya se trate de un mantel, tapete, estola o centro de mesa, las Crispinas tardan de tres a ocho días en su elaboración. Doña Crispina ha viajado a diversas partes de la Unión Americana y Canadá, poniendo en alto el nombre de Oaxaca y México a través de su arte en textil.

¡Oaxaca-de-mis-amores!-04

Un tesoro de barro negro

El municipio de San Bartolo Coyotepec es la cuna del barro negro y allí, donde familias enteras se dedican a la alfarería, tuvimos la oportunidad de presenciar cómo los artesanos elaboran piezas únicas: desde vírgenes, jarrones, servilleteros, ceniceros, ollas y macetas, hasta figuras de ornamento y sobre pedido, algunas muy especiales. No por nada, ¡Frida Kahlo y Diego Rivera atestiguaron su trabajo y quedaron fascinados!

Aquí mismo, el escultor Carlomagno Pedro Martínez –Premio Nacional de Artes– exhibe su espectacular obra en el Museo de Arte Popular de Oaxaca; Carlomagno es originario de San Bartolo Coyotepec y se inició en el oficio, desde pequeño, gracias a la enseñanza de sus padres, pero también de forma autodidacta: le gustaba elaborar figurillas de guerreros aztecas, soldados de la revolución y payasos. Hoy, sus mejores piezas han sido exhibidas en museos y galerías internacionales como las organizadas por Mexican Fine Arts Center Museum –en Chicago– y la Galería de la Raza, Studio 24 –en San Francisco, California.

Arte monumental con hoja de maíz

Uno más de los maestros de la región es Elpidio Adrián González López, escultor orgánico que hace de su arte una obra monumental, ¡y sólo con las hojas de la mazorca que en las ciudades desechamos! Su trabajo, por supuesto, nace del amor a las tradiciones de Oaxaca y con sólo verlo sentimos cómo cada detalle es un deleite para los sentidos. Ganador de diez primeros lugares en la Noche de los Rábanos –Categoría Totomoxtle Natural–, Elpidio es un creador de obras que van desde nacimientos, iglesias y trenes de época, hasta la orquesta de vientos con 263 niñas, la sinfónica de chapulines y un homenaje a las manos de mujeres mágicas.

¡Oaxaca-de-mis-amores!-02

Sabores de la infancia

Originaria de Huajuapan de León, mi madre prepara un pozole oaxaqueño incomparable – entre otras delicias–, para el que pone el maíz a cocinar con hoja santa, ingrediente indispensable en la comida de esta tierra. Así que para recordar los sabores de mi infancia, visitamos el mercado 20 de Noviembre para comer. Sabía yo que una lágrima asomaría a mi rostro con el primer bocado y, tal cual, ¡me ganó la emoción del recuerdo!

El rico sabor del chocolate de agua acompañado con pan de yema, las tlayudas con tasajo y chapulines, los tamales y el mole negro –todo muy bien acompañado del mezcal y su magia– nos harán amar por siempre a Oaxaca. No hay que haber nacido aquí para sentirse parte de su encanto, con sólo visitarla te la llevas en el alma. Yo no nací en Oaxaca, pero sé que mi corazón le pertenece.

Tips para llegar a la tierra del mezcal

  1. Desde la CDMX, toma la carretera México-Puebla 150 D.
  2. Conduce hacia Resurrección Sur 16, hasta llegar al Libramiento Elevado de Puebla, de OHL México.
  • Viajarás a una velocidad constante
  • Notarás un buen ahorro de combustible
  • Ayudarás a disminuir las emisiones de dióxido de carbono
  1. Accede nuevamente a la carretera México 150 D, desde Resurrección Norte, y continúa por la México 135 D hasta llegar a Oaxaca, la auténtica tierra del mezcal.

* Revisa los niveles de aceite, presión del aire de las llantas y anticongelante de tu auto.

¡Para de sufrir y usa un TAG!

El TAG Televía es un método de pago seguro y confiable desarrollado por OHL México como el primer sistema inteligente de lectura de peaje en el país.

Sirve para usar las autopistas urbanas y las carreteras más importantes del país, como el Circuito Exterior Mexiquense, Viaducto Bicentenario, la Autopista Urbana Norte y la Autopista Urbana Poniente, mejor conocida como Supervía Poetas. Te aseguramos que con el uso correcto de tu TAG Televía y vialidades alternas, podrás obtener beneficios como: ahorro de gasolina, tiempo, dinero, esfuerzo y menos ansiedad y estrés.

¡Échale ojo a las siguientes recomendaciones!

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Escrito por: Fátima Escobar